¿CUÁLES SON LOS TRÁMITES QUE TIENES QUE REALIZAR AL COMPRAR UNA VIVIENDA?

La compra de una vivienda suele asociarse a momentos de ilusión, pero también de episodios
de estrés y ansiedad.

Y es que el proceso de adquisición no acaba en el momento en el que se
firma el contrato; también son necesarios hacer otros trámites como inscribir la vivienda en el
cambio de liquidación, el cambio del titular de la luz o liquidar los impuestos, entre otras
cuestiones.

1- Escriturar la vivienda

En primer lugar, el comprador debe acudir a un notario para firmar una escritura pública de
compraventa de la vivienda.
En ningún caso está obligado a realizar este trámite, pero es bueno dejar por escrito y de
forma legal todas las condiciones pactadas con el antiguo propietario.
Los honorarios del notario están regulados por ley y vienen determinados por el valor del
inmueble adquirido.

2. Inscribir la vivienda en el Registro de la Propiedad

El segundo paso consiste en acudir al Registro de la Propiedad e inscribir la vivienda. Este
trámite es obligatorio siempre y cuando haya una hipoteca de por medio.
Los expertos recomiendan que todos los compradores realicen este trámite porque así se
aseguran que son los únicos propietarios. Sumado a ello, podrán saber si la casa está libre de
cargas o deudas o si incluso está pendiente de embargo.
El precio de la inscripción en el Registro de la Propiedad no es fijo, sino que varía en
función del valor en el mercado y de la ubicación del inmueble.

3. Cambiar la titularidad en el catastro

En tercer lugar, nuevo y viejo propietario deben acudir al catastro del ayuntamiento para
formalizar el cambio de titular.

Este trámite se puede realizar en un plazo de dos meses desde la firma de la escritura de
compra.

4. Cambiar de titular de los suministros básicos

Una vez que el nuevo inquilino ya dispone de todos los documentos que certifica que es el
propietario, lo primero que ha de comprobar es si cuenta con los suministros básicos.
En las casas que son de nueva construcción igual es necesario dar de alta la luz o, en caso de
que ya se disponga, cambiar de titular para contratar una potencia menos elevada de
suministro. Hay que tener en cuenta que el plazo para hacer efectivo este último trámite
mencionado es de 15-20 días. El coste: totalmente gratuito.
De la misma forma sucede con los servicios de telecomunicaciones. El propietario quizás
necesite cambiar de titular de Internet, para ello debe ponerse en contacto con el departamento
de atención al cliente de la compañía y que le informen del procedimiento a seguir.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *